El próximo sábado 2 de febrero es un día crucial para 35.114 estudiantes del ámbito sanitario. Optan a una de las 8.402 plazas ofertadas por el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social para el acceso a la formación sanitaria especializada. Del total de opositores, 15.477 son los estudiantes de Medicina que competirán por conseguir una de las 6.797 plazas MIR. Esta relación entre el número de estudiantes y el número de plazas convocadas a menudo provoca altos niveles de estrés. A esto se le une la presión por sacar una puntuación que les permita acceder a la especialidad y al hospital que desean. De ahí que hoy queramos hablar de la ansiedad en estudiantes.

El Dr. Pedro Adrados, psicólogo clínico del Hospital Vithas Nuestra Señora de América de Madrid, explica: “La ansiedad es una reacción normal y funcional ante situaciones de incertidumbre o desafío de nuestra vida cotidiana. Sin embargo, cuando es sistemática o generalizada y se combina con una conducta de evitación persistente, podemos hablar de ansiedad patológica”.

Te interesa: Academia Promir: Inteligencia artificial para aprobar el examen MIR

En el caso concreto de los exámenes o en contextos relacionados con el rendimiento, la ansiedad afecta en diferentes momentos. No solo afecta en el momento concreto del examen. Previamente a la prueba, puede dificultar la capacidad de concentración, y provocar dudas, bloqueos y distracciones. Debido a ello, la predisposición del estudiante no será la adecuada.

La ansiedad tiene una sintomatología típica. El especialista detalla que puede incluir “tensión muscular, taquicardia, palpitaciones, mareo, dolor de cabeza, sudoración, dificultad para respirar o molestias digestivas”. Como consecuencia de ello, “el equilibrio psicológico y fisiológico puede verse perturbado, provocando una disminución del rendimiento y afectando a la vida académica, personal y social”.

La ansiedad en estudiantes, más común cuanto más ‘perfeccionista’ seas

Existen determinadas características de la personalidad que pueden predisponer a sufrir ansiedad patológica. El  Dr. Pedro Adrados menciona varias: niveles altos de perfeccionismo o de inestabilidad emocional, dificultad para controlar los impulsos o baja autoestima. Además, indica: “Tampoco ayudan las dificultades para fijar la atención o el empleo de estrategias de afrontamientos poco adecuadas para el estudio, es decir, aquellas que son más pasivas o que se centran demasiado en las propias emociones, como evitación o negación”.

En relación al género, Adrados destaca que la reacción de hombres y mujeres difiere: “Las mujeres con ansiedad utilizan las estrategias de evitación y búsqueda de apoyo social. Los hombres utilizan estrategias como la confrontación y el autocontrol”.

El doctor recomienda seguir estrategias focalizadas en el problema. En este caso concreto, el examen. También considera importante poner en marcha estrategias de autocontrol y distanciamiento como formas adaptativas de regularse: “Darse un tiempo o espacio de distracción o tranquilidad, de planificación y reevaluación positiva de la situación y de búsqueda de apoyo social”.

(Visited 57 times, 1 visits today)
Comparte

Los comentarios están cerrados